Indispensable defensoría de Derechos Humanos: UAM

Comparte...
Número 333

El rector general de la UAM, Salvador Vega y León, en el uso de la palabra

La Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) ha avanzado hacia la construcción de una defensoría de los derechos humanos y universitarios que tenga como fin conciliar las diferentes problemáticas que puedan surgir en la Institución y darles solución dentro del marco de legalidad universitaria, afirmó Salvador Vega y León, rector general de la UAM.

Al participar en el Segundo Seminario Internacional sobre la Función de las Universidades e Instituciones de Educación Superior en la Defensa de los Derechos Humanos y Universitarios, Vega y León refrendó el compromiso institucional de trabajar sobre el tema de los derechos humanos y universitarios que calificó de la mayor importancia en la actualidad.

Por su parte, Carlos Reynoso Castillo, abogado general de la UAM y coordinador del Seminario, refirió: “Cualquier momento es propicio para hablar de derechos humanos, pero hoy adquiere una relevancia particular porque el tema de los derechos humanos se encuentra en el debate nacional y las instituciones de educación superior tienen que plantearse cómo los cambios en la legislación nacional e internacional están afectando y transformando de manera positiva el ámbito universitario”.

“La UAM desea tener una posición de vanguardia en el tema de los derechos humanos y universitarios, por ello debemos reflexionar a profundidad sobre este tema, para que en los años venideros el discurso de los derechos humanos deje de serlo y aterrice en una forma institucionalizada que nos permita vivirlos en lo cotidiano”, abundó Reynoso Castillo, según dio a conocer la UAM a través de un comunicado.

En la conferencia magistral que abrió el Seminario, Leoncio S. Lara Sáenz, ex abogado general de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y el Instituto Politécnico Nacional (IPN), así como ex defensor de los derechos universitarios en la UNAM, y un referente en el campo de la legislación universitaria, sostuvo: “Estamos en el momento decisivo en que la dignidad, la autorrealización y el respeto a la persona humana en su referencia social y con el Estado debe de manifestarse con absoluta libertad y decisión”.

Lara Sáenz reiteró: “Un incidente grave de rompimiento del orden jurídico, nos ha lastimado en tal medida –refiriéndose a la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa–, que es el momento justo en el que se debe de hablar de los derechos humanos en todos los ámbitos posibles y a nosotros nos compete hacerlo desde el campo universitario”.

El también fundador de la Unidad Xochimilco de la UAM aplaudió la celebración de los 40 años de existencia de la UAM con la organización de un seminario de tal envergadura y adelantó que los participantes deberán hacer una declaración final donde se sienten los principios de evolución y reafirmación de los derechos universitarios y de los mecanismos de su prevención y contingencia.

Dijo que la universidad mexicana tiene el gran instrumento de la autonomía para generar paradigmas, instituciones y recomendaciones a la sociedad, así como para resolver sus problemas, y es justamente con la idea de generar un principio de buena fe y equidad dentro del derecho de la universidad que ofrece un modelo de solución no judicial a estudiantes y personal académico para resolver conflictos en donde hayan sido violados sus derechos mediante un esquema de justiciabilidad interna en la figura de las defensorías universitarias.

La defensoría, pormenorizó, es el custodio del orden jurídico universitario, es la instancia que maneja las quejas, las demandas y las preocupaciones de estudiantes y personal académico, es el organismo que hace investigación de la violación del derecho y realiza la función recomendatoria.

El experto indicó que los organismos jurídicos de defensa universitaria deben operar y respetar los siguientes criterios: independencia; accesibilidad –el defensor debe estar localizable siempre–; e imparcialidad –para otorgar la razón a quien la tiene con el objetivo de “restaurar el delicadísimo tejido neuronal social de la universidad en donde el privilegio es pensar, para producir”–.

En el primer panel del seminario participaron como ponentes Claudia Patricia Begné Ruiz Esparza, defensora de la Procuraduría Universitaria de los Derechos Académicos de la Universidad de  Guanajuato y Elisa  Funoy Cárdenas,  ex defensora Adjunta de la Defensoría de los Derechos Universitarios de la UNAM; así como Víctor Manuel Orozco Orozco, defensor de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez.

Comparte...

Comentarios en Facebook

Sobre Educación Futura

avatar

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*