Para leer sin límite en español: Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes

Comparte...

CERVANTES

 

 

 

La Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes comenzó a gestarse en 1998 en la Universidad de Alicante (UA), un centro educativo y de investigación que percibió muy pronto las enormes posibilidades de internet como instrumento fundamental de preservación del patrimonio, de comunicación y de transmisión cultural.
El proyecto se presentó un año después como un fondo virtual de obras clásicas en lenguas hispánicas con un sistema de ordenación y búsqueda similar a una biblioteca y acceso gratuito desde cualquier lugar del mundo a través de la Red. Esta idea de monumental biblioteca sin fronteras del español obtuvo el respaldo de Banco Santander y de la Fundación Botín, que decidieron apoyar el proyecto en su integridad para su desarrollo en la Universidad de Alicante.
Se inauguró el 27 de julio de 1999 en el Museo de la UA. En 2001 se constituyó la Fundación Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, que, desde entonces, trabaja para convertir a este gran acervo digital en el referente de las letras hispánicas en internet.
El Patronato de la Fundación está presidido por Mario Vargas Llosa (Premio Nobel de Literatura en 2010), su vicepresidente es el Rector de la Universidad de Alicante y Mario Benedetti es Patrono de Honor desde junio de 2009. Entre los vocales se encuentran varios ministros y secretarios de Estado del Gobierno español, el presidente de la Generalitat Valenciana, los presidentes de Banco Santander, Grupo Prisa, CRUE, Fundación Germán Sánchez Ruipérez y Federación de Gremios de Editores de España, los directores de la Real Academia Española y el Instituto Cervantes y un representante de la Fundación Botín.
Un Consejo cientifíco, dirigido por Darío Villanueva (catedrático de Literatura española de la Universidad de Santiago de Compostela y secretario de la RAE) e integrado por personalidades de prestigio, velan por la calidad de los contenidos incluidos en la Biblioteca.
La Cervantes se ha consolidado como un indiscutible espacio de referencia de la cultura en español y como un proyecto abierto, universal e integrador con vocación de continuar brindando sus servicios a estudiantes, profesores, investigadores, lectores… Su modelo de gestión público-privada por medio de una Fundación fue considerado como un ejemplo de buenas prácticas por la Biblioteca Digital Europea (Europeana) en su foro Public-Private Partnership, celebrado en la British Library y presidido por Dame Lynne Janie Brindley, directora ejecutiva de la institución inglesa. Este encuentro reunió en Londres a un grupo de expertos en bibliotecas digitales para trazar las líneas maestras de desarrollo de los grandes proyectos de transmisión del patrimonio cultural. Posteriormente, y junto con la Biblioteca Nacional de España, nuestra entidad se incorporó al órgano rector de la ciberbiblioteca continental.
El Príncipe de Asturias, en la presentación del proyecto para la creación de la Biblioteca Virtual de las Letras Centroamericanas (Tegucigalpa, 12 de enero de 2012), destacó como uno de los mayores valores de la Cervantes “su configuración como nexo entre España e Iberoamérica”, y subrayó la importancia de “contar con el apoyo de las empresas e instituciones más importantes para poder consolidar y hacer sostenibles proyectos como este, que contribuye a la cohesión y a la promoción de los vínculos históricos, culturales y sociales entre nuestros países y resulta de una indudable repercusión en la economía del conocimiento basada en las nuevas tecnologías y la expansión del español”.
En febrero de 2013 le fue concedido el Premio Stanford para la Innovación en Bibliotecas de Investigación (SPIRL), galardón que compartió con la Biblioteca Nacional de Francia. Según el jurado, la Cervantes mereció el reconocimiento por sus contenidos de primera calidad, entre los que destacan sus ediciones críticas integrales, utilizadas por la comunidad investigadora mundial. La organización subrayó que la Cervantes aborda los retos de las bibliotecas digitales mediante un diseño abierto y enfocado a los usuarios, con una arquitectura orientada a ofrecer servicios y un soporte de desarrollo en código abierto (open-source).

Con información de la Fundación Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes

Comparte...

Sobre Educación Futura

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.