Reforma educativa ¿Qué estamos transformando? Seminario en Flacso

Comparte...

seminario-flacso La reforma educativa “afecta directamente la base estructural del funcionamiento escolar “; las reacciones del magisterio «son naturales» y  la reforma es educativa, pero sin duda es también laboral y politica. Estas son las ideas coincidentes en la primera mesa de debate del seminario internacional Reforma Educativa, ¿Qué está transformando? organizado por FLACSO y que contó hoy con la participación de Inés Aguerrondo, Alberto Arnaut, María del Carmen Pardo y Claudia Santizo. Inés Aguerrondo, de la Universidad Católica de Argentina, hizo énfasis en la idea de que el desacuerdo del magisterio ante los cambios constitucionales es debido a que las reformas  y se enfrentan, al mismo tiempo, “distintas concepciones [sobre] qué es ser docente”. Las reacciones «fueron naturales» y  la reforma educativa es, también, «laboral y política”. María del Carmen Pardo, académica de El Colegio de México, aseguró que el “fracaso de las reformas, era previsible”, pues “cuando se generan grandes cambios se generan grandes problemas” y opina que las reformas “tendrían que discutirse con la opinión pública”.

Claudia Santizo, investigadora de la UAM y consejera editorial de Educación Futura,  habló de la nueva Ley del Servicio Profesional Docente recalcando que: «falta definir muchos aspectos del sistema de evaluación en donde los docentes como profesionales de la educación deberán tener un papel importante”; al mismo tiempo, «la evaluación definirá el tipo de docente y de escuela que queremos, por lo pronto, la Ley no establece incentivos para el trabajo en colegiado en las escuelas, ni para la autonomía de gestión escolar».

                      Alberto Arnaut, de El Colegio de México, hizo  referencia al clásico del western “el bueno, el malo y el feo”, para diagnosticar los puntos que ve positivos, negativos y terribles de los cambios constitucionales de una, en su opinión, “reforma inconclusa” que, en general, en el marco de la Ley General de Servicio Profesional Docente (LGSPD):  “afecta el ingreso, la permanencia, la movilidad y el reconocimiento a los profesores”. Ve positivo el paso a la definitividad a través de la ley, lo negativo es que son más visibles las normas punitivas que las que generen “reconocimiento y desarrollo de los maestros” y apunta que ha sido terrible “el discurso mediático que degrada a la escuela pública y a los maestros”.

Comparte...

Sobre Martí Gil

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.