SNTE, CNTE y contexto

Comparte...

Notas del fin de semana y lunes en la prensa refieren acciones de grupos magisteriales. Unas con respecto al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación que, con el apoyo de Instituto Nacional Electoral, llevará a cabo elecciones. Otra de la buena relación que el presidente López Obrador mantiene con todas las facciones del sindicato, en especial con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación.

Otras más con asuntos de los estados, como tomas de casetas de peaje en Morelos (la novedad es que no son la de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación), un cateo judicial a oficinas seccionales en Saltillo, Coahuila, maestros de inglés que no les pagan en Chihuahua y robos en escuelas de Puebla.

Otras notas machacan las pérdidas de las estancias infantiles o la nueva creación presidencial: eliminar los fines de semana largos para que los niños aprendan historia. Una más que retrata la fragilidad de las escuelas, Pillan a un niño de 12 años con balas hasta para AK-47 en colegio de la CDMX, cabeceó Milenio. O el renacimiento del caso Rébsamen, que reportó Excélsior online.

Por supuesto, no faltan reportes acerca de la Nueva Escuela Mexicana y sus logros por venir. En contraste, la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México (de las normales rurales) con bloqueos en la Autopista del Sol, demandan la derogación de la Reforma Educativa y los lineamientos de las leyes secundarias para asignar espacios en el Servicio Profesional Docente. Lo mismo que exigían al gobierno de Enrique Peña Nieto.

Además de las noticias, editoriales y columnas, no sólo en la prensa instituida, sino también en portales dedicados a los asuntos de la educación, como Educación Futura, Otras Voces en Educación Online, Voces Normalistas se ocupan de informar temas de interés para los maestros, pero también sobre educación superior y media. En estas áreas predomina Campus Milenio.

La cuestión de la elección en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación llamó más mi atención. El Comité Ejecutivo Nacional rechaza intromisión de diputados en asuntos internos, según su comunicado 04-2020. Una llamada más de Elba Esther Gordillo a retomar su cacicazgo. Alfonso Cepeda Salas le respondió: el SNTE “no cederá ni aceptará presiones de grupos, personas o familias que se enquistaron por más de dos décadas y hoy simulan un discurso democrático para volver a controlar los órganos de dirección”.

En relación con las elecciones en el “sindicato más grande de América Latina” nadie sabe qué pasará. La baraja está muy reburujada. Parece ser que a ninguna de las facciones les agradó la democracia sindical que llegó por presiones de grupos “neoliberales” para que se aprobara el T-MEC. Las elecciones libres, con voto universal y secreto, es por completo ajeno a la tradición de sindicatos corporativos. Más todavía a las facciones del SNTE que hicieron de la imposición y la chapuza su modus operandi.

La señora Gordillo rechaza el cambio en los estatutos, la CNTE no quiere una elección abierta (no ganaría) y la facción mayoritaria juega sus cartas con aparente respeto a las normas. Incluso, busca el soporte del INE para legitimar su convocatoria.

Si bien la Secretaría de Educación Pública empuja por colocar en primer plano en la plaza pública la consigna de la Nueva Escuela Mexicana, las broncas entre las facciones del SNTE ocupan más espacio y preocupan más. Parece que la política educativa no se resuelve en las oficinas de la SEP, sino en asambleas sindicales y en las calles.

No obstante, cuando el presidente López Obrador habla de la educación —que lo hace poco, expone más sobre el sindicato— el asunto salta a la palestra y genera debates.

Si uno le dedica tiempo a la lectura de periódicos, encontrará que la educación pública se encuentra inmersa en un contexto convulso, confuso y violento. Las escuelas lo reproducen, aunque no por voluntad de sus actores.

RETAZOS

El sábado, La Crónica de Hoy publicó una nota extensa y bien documentada de Bertha Hernández, Las polémicas y las disputas por los libros de texto gratuitos. Recomendable.

Comparte...

Sobre Carlos Ornelas

Carlos Ornelas es doctor en educación por la Universidad de Stanford. Es Profesor de Educación y Comunicación en la Universidad Autónoma Metropolitana Xochimilco. Sus intereses de investigación incluyen el estudio de reformas educativas en perspectiva comparada. Su libro, El sistema educativo mexicano: la transición de fin de siglo (México: Fondo de Cultura Económica, 1995), tiene dos ediciones y 15 reimpresiones.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.